Skip to Content

<

PT#23 Vía Verde Bajo Guadiana - Homo habilis

A cache by Proyecto Huelva Send Message to Owner Message this owner
Hidden : 01/11/2014
Difficulty:
4 out of 5
Terrain:
2.5 out of 5

Size: Size: other (other)

Join now to view geocache location details. It's free!

Watch

How Geocaching Works

Related Web Page

Please note Use of geocaching.com services is subject to the terms and conditions in our disclaimer.

Geocache Description:

Estás visitando la que ha obtenido 1º premio a la mejor serie española 2014, concurso publicado en Geocachingspain.

Otros premios de la serie han sido: 
1º clasificado MEJOR CAMUFLAJE: #62 Hotel TB.
2º clasificado MEJOR UBICACIÓN: #62 Hotel TB.
5º clasificado MEJOR CAMUFLAJE: #23 Homo habilis. (ver la ficha completa)

Como resultado de todos los puntos favoritos y los votos después, esta serie se ha llevado el 1º premio obteniendo un diploma acreditativo y una preciosa geocoin que podrás registrarte como "VISTA" si completas toda la serie.

    

Esperamos que la disfrutéis tanto como lo hemos hecho nosotros preparándola.

Este es el diploma al 5º mejor clasificado al mejor camuflaje...

Bienvenidos al ANTIGUO ESPLENDOR MINERO...

El cache, en principio contiene libro de registro y lápiz.

Por su tamaño, no permite el intercambio de objetos.

La Vía Verde del Guadiana está estrechamente ligada a la historia de la minería en esta zona de la Provincia de Huelva, el Andévalo Occidental..

A finales del siglo XIX se pone en funcionamiento el trazado ferroviario Herrerías- Puerto de la Laja, que facilitaba el transporte de mineral, en su mayoría manganeso y pirita, hasta el río Guadiana, donde era depositado en grandes buques de carga. Este trayecto permitió que hicieran de España el primer productor mundial de manganeso a finales del siglo XIX, así como un importante productor internacional de cobre y azufre.

Resultado de esa intensa actividad minera surgen una serie de poblaciones, alguna de las cuales llegaría a albergar más de 500 habitantes. Destacar las aldeas de Minas de la Isabel y Las Cantinas en el término municipal del Almendro, y El Sardón y El Puerto de la Laja en el término de El Granado.

La Vía Verde del Guadiana, con sus 17 Kms. de longitud, recorre sólo parte del trazado original ferroviario, extendiéndose entre dos de los poblados citados anteriormente, de Minas de la Isabel a El Puerto de La Laja, este último a orillas del río se corresponde con el punto final del itinerario del tren.

Los principales atractivos de esta vía son, su accesibilidad, con un trazado fácil y perfectamente indicado, y sin embargo libre de la continua circulación de vehículos motorizados; la diversidad de sus paisajes, a través de los cuales nos aproximamos al presente y al pasado de los hombres que la habitan ; y su discurrir como medio de acercamiento a uno de los espacios naturales de mayor importancia en la Provincia de Huelva, el Río Guadiana.

Al comienzo de la ruta...

Una vez hemos dejado atrás el poblado de La Isabel, el paisaje nos ofrece la posibilidad de observar los importantes cambios producidos por los distintos usos del suelo. Huertas familiares dedicadas principalmente al cultivo de olivos (Olea europea) y almendros (Prunus dulcis); explotaciones agroganaderas enfocadas al mantenimiento de las dehesas como sustento primordial del ganado porcino, caprino y ovino; minas abandonadas; abundante monte bajo ideal para el desarrollo de especies como el conejo (Oryctolagus cuniculus) o la perdiz (Alectoris rufa) que con toda seguridad atravesarán el Camino en más de una ocasión; y la típica vegetación de ribera mediterránea, constituida mayoritariamente por zarzas de varios tipos, chopos y juncos

A medida que avanza la ruta se adentra en una dehesa con pocos alcornoques (Quercus suber) y encinas (Quercus ilex), pero con muchos lentiscos (Pistacia lentiscus) de gran porte y coscojas (Quercus coccifera), con un denso sotobosque de jaras, sobre todo su variedad pringosa (Cistus ladanifer), aunque también se pueden observar otras cistáceas.

En este paisaje, donde tampoco resultan raras rapaces como el ratonero (Buteo buteo) o los milanos (Milvus milvus), se observan franjas verdes formadas por zarzas (Rubus ulmifolius) y carrizos (Phragmites australis) que indican la presencia de pequeños arroyos sobre los cuales se han construido pequeños puentes. Todo este mosaico, junto con algún cartel de “Coto privado de caza”, informa sobre la posible existencia de otras especies difíciles de ver, como ciervos (Cervus elaphus) y jabalíes (Susscrofa), entre otros.

Algo más hacia delante de este primer tramo, que en ocasiones pasa sobre trincheras formadas por las pizarras del terreno, se encuentra un eucaliptal (Eucalyptus), un cultivo más actual y muy frecuente en la provincia de Huelva, donde suma casi el 40% del total de superficie plantada en España con esta especie de origen australiano.

A la altura del kilómetro 7 del recorrido...

En el cruce con el Camino de los Calizos, una señal indica al viajero la cercanía del Poblado Minero del Sardón. Al contrario que La Isabel, poco queda actualmente en pie de este poblado, cuyas casas fueron abandonadas una vez que acabó la actividad minera en la zona. A unos metros del cruce anterior se encuentra la antigua Estación de tren del Sardón, junto a la que se ha instalado un área de descanso. En este apeadero, además de cargar el mineral procedente de las minas cercanas, también se pesaba todo el mineral que llegaba de Minas de las Herrerías y que transportaba el tren en dirección al Puerto de la Laja. Poco queda ya de todo aquello, excepto las ruinas de dos edificios: uno destinado originariamente para el almacenaje del mineral, y otro para el guardafrenos y el vigilante de la estación.

En el Km. 8,9 nos encontramos con el Puente del Lobo...

En esta parte del recorrido se va haciendo más notoria la disminución de eucaliptos (Eucalyptus sp.). Las grandes dimensiones de este puente de origen romano, formado por tres arcos de medio punto, es el más largo de nuestro recorrido y nos permite una de las panorámicas más espectaculares de todo el trayecto además de contar con una zona de descanso y recreo, con las grandes dehesas como telón de fondo, en las que abundan jaras, lentiscos y acebuches (Olea europaea var. sylvestris), interrumpidas por pequeños olivares y alguna granja de cerdos ibéricos, más típicos de la cercana Sierra de Aracena y Picos de Aroche pero que aquí también se crían.

Unos 500 metros después del puente se encuentra una nueva área de descanso tras la que se llega al Parque Eólico del Sardón, cuyos gigantes de acero y hormigón acompañarán al viajero durante gran parte de lo que queda del trayecto. Tras cruzar dos carreteras, la primera paralela al Canal del Embalse del Chanza, y la segunda, la HV-6400, que une este punto con El Granado, la ruta atraviesa un túnel labrado en roca de aproximadamente 25 metros, a cuya salida aparecerá de frente el río Guadiana, donde es posible que sobrevuele algún buitre negro (Aegypius monachus) procedente de la cercana población de Sierra Pelada. Desde este punto ya puede verse el Puerto de La Laja, último punto navegable del río Guadiana que, con sus impresionantes silos para el almacenamiento y el embarcadero para la carga del mineral, muestra el antiguo esplendor económico de este lugar, desde donde se distribuía a todo el mundo grandes cantidades de manganeso y pirita.

En el Km. 10,8 llegamos a El Sardón...

Antigua aldea minera del Ferrocarril.
Época: Edad Contemporánea.

En la antigua línea férrea que unía Minas de Herrerías en Puebla de Guzmán y el Embarcadero de El Puerto de la Laja se situaba una estación donde se cargaban los minerales de los pozos próximos a ésta y se procedía a pesar el mineral que llegaba de los distintos yacimientos mineros. Se volcaba en unos vagones que transcurrían por una línea colgada aérea que atravesaba la sierra en línea recta hasta El Puerto, antes de la construcción del Ferrocarril.

Una vez inaugurada la línea, la estación del Sardón se convertiría en el lugar donde se regulaba la circulación del ferrocarril, junto con la de Los Santos. El conjunto constaba de un edificio que funcionaba como almacén, donde se guardaba la arena para las locomotoras o chatarra par la cementación.
Otro de los edificios era usado conjuntamente por los guardafrenos y el vigilante de la estación, el cual estaba equipado con aparato telegráfico.

Otros eran utilizados como viviendas, incluso se puede ver los cimientos de un antiguo colegio. Actualmente nos encontramos instalada un área de descanso para la Vía Verde del Guadiana.

Alcanzando el final del itinerario, nos encontramos con un antiguo puente romano, y tras él, justo antes de dar comienzo el último Km., atravesamos un pequeño túnel de roca de unos 25 mts. de longitud, que se alza como puerta de entrada de la Vía hasta el río.

Alcanzando el final del itinerario...

En los últimos cuatro kilómetros del recorrido, nos encontramos con un antiguo puente romano, y tras él, justo antes de dar comienzo el último kilómetro, atravesamos un pequeño túnel de roca de unos 25 metros de longitud, que se alza como puerta de entrada de la Vía hasta el río. El recorrido finaliza en El Puerto de la Laja, a orillas del Guadiana, donde se halla una nueva zona de descanso.

Desde el Puerto de la Laja se puede llegar a El Granado por la carretera HV-6400 (9,5 kilómetros), desde la Aldea de La Isabel al municipio más cercano, Puebla de Guzmán (10 kilómetros). También desde la Estación del Sardón puede accederse a El Granado por el Camino de los Calizos (8,5 kilómetros), atravesando el Parque Eólico del Sardón.

El Camino Natural de Via Verde del Guadiana tiene un tramo común con el Camino Natural del Guadiana.

El recorrido finaliza en el Puerto de la Laja...

Enclave singular de la ribera del Guadiana es un espacio dotado de elementos que le confieren un carácter excepcional como enclave paisajístico, como bien cultural de interés histórico y como espacio de riqueza natural, donde además se halla instalada una nueva zona de descanso.

Aldea perteneciente al municipio de El Granado, bañada por el río Guadiana, en la que sus pobladores de antaño se dedicaban a actividades agropecuarias hasta que a finales del siglo XIX pasa a desempeñar un importante papel en la historia de la minería de nuestro país. En ella se encuentra un antiguo cargadero de mineral que fue utilizado como embarcadero por los exportadores de manganeso procedente de las Minas de Santa Catalina. Años más tarde se convertiría en uno de los cargaderos de mineral más importantes debido a la construcción de la línea férrea que uniría la mina de Cabeza de Pasto con El Puerto de la Laja. Se inauguraría en 1888 por The Bede Metal Chemical Ltd. y en 1905 se prolongaría hasta Las Minas de Herrerías, yacimiento que fue utilizado para entrar en el mercado de la pirita con ciertas garantías.

A principios del siglo XX la importancia de la minería fue tal que llevarían a cabo varias reformas, sobre todo la ampliación y modernización del puerto, había que dar salida a barcos de mayor tonelaje debido al desarrollo económico que estaba teniendo lugar. Toda esta inversión se llevó a cabo por la compañía francesa Saint Gobain que adquirió el traspaso en el año 1912.

En los años 20 se adquieren nuevas locomotoras, circulaban tres o cuatro trenes diarios regulado por medio de telégrafos, existían dos estaciones intermedias, una gran actividad que duraría hasta mediados del siglo XX. Por mandato judicial se extinguen los contratos que se tenían con The Saint Gobain, pasando a manos de la familia Sundheim, que se harían cargo hasta el 15 de junio de 1965. Llegada la crisis minera a la comarca, se desmantelaría el Ferrocarril llegando a su fin esta actividad, volviendo a convertirse en un núcleo rural basado en la explotación agropecuaria.

MUCHAS GRACIAS de parte de JyT7475&GL a todos y todas los que hayáis realizado el recorrido

...y ENHORABUENA a los primeros equipos que han ENCONTRADO este tesorito

Additional Hints (Decrypt)

(RFC) Ab fhove ny áeoby.
(RAT) Qb abg pyvzo gur gerr.

Decryption Key

A|B|C|D|E|F|G|H|I|J|K|L|M
-------------------------
N|O|P|Q|R|S|T|U|V|W|X|Y|Z

(letter above equals below, and vice versa)



Return to the Top of the Page

Reviewer notes

Use this space to describe your geocache location, container, and how it's hidden to your reviewer. If you've made changes, tell the reviewer what changes you made. The more they know, the easier it is for them to publish your geocache. This note will not be visible to the public when your geocache is published.