Cómo ocultar tu primer geocaché

¡Es posible que hayas notado que tienes un nuevo panel de control de propietario de caché! Esta fascinante herramienta te brinda fácil acceso a la información sobre tus escondidos, lo que hace que poseer un geocaché sea más fácil que nunca.

Pero, ¿y si no tienes un geocaché? Puede que te estés preguntando por dónde empezar. Bueno, hemos recopilado nuestros diez pasos probados y efectivos para ocultar tu primer caché.

¡Feliz escondite!

Encuentra al menos 20 cachés. La variedad es la chispa del geocaching.
Recomendamos encontrar al menos 20 geocachés antes de ocultar el tuyo.
Intenta encontrar diferentes tipos de caché, de diferentes tamaños y escondidos por diferentes personas. De esta manera puedes tener una idea de lo que ya existe, qué esperarán otros geocachers de tu caché y qué tipo de cachés te parecen inspiradores.

Lee las directrices. Las directrices para esconder geocachés responden a muchas de las preguntas que puedas tener sobre la ocultación de tu propio caché, que incluyen, entre otras, la distancia entre los cachés, la forma de garantizar que tu caché sea accesible y las reglas para garantizar el respeto por el medio ambiente y las leyes locales. ¡Hay bastante probabilidad de que si no estás seguro sobre algo encuentres la respuesta en las directrices!

Haz el test del ocultador. ¡Es divertido! Hemos reunido un práctico cuestionario para posibles ocultadores de cachés. Comprueba tu conocimiento de las directrices que acabas de leer. ¿Cómo te ha ido?
(Ten en cuenta que este cuestionario funciona mejor en Chrome y Firefox, y puede que no funcione bien con Internet Explorer).

Elige una buena ubicación. ¡Ubicación, ubicación, ubicación! ¿Tienes una localización especial que los demás deberían conocer? ¿Un lugar con una historia especial que los demás no conocen? ¡Esconde un geocaché en un emplazamiento singular para proporcionar un momento de alegría a millones de geocachers de todo el mundo!

Elige un gran contenedor. Una vez que has elegido la localización puedes escoger el contenedor. En general, recomendamos ocultar un contenedor tan grande como lo permita la ubicación, pero como mínimo debes asegurarte de que el contenedor sea resistente al agua y pueda resistir las condiciones naturales. También debes incluir un libro de registro vacío.

¡Prepáralo! ¡Estás listo para empezar! Usa la página Esconder un Geocaché para enviar tu caché para la revisión y publicación.

Comunícate con tu revisor. Una vez que hayas enviado tu caché, un revisor voluntario de la comunidad revisará la página para asegurarse de que tu caché sigue todas las directrices. En general, los revisores intentan hacer la revisión de un caché dentro de los primeros siete días, pero las revisiones pueden tardar más dependiendo de varios factores, incluida la época del año y su ubicación. Es posible que hagan preguntas aclaratorias sobre ciertos aspectos de tu caché, así que asegúrate de estar atento apartado de No publicados en el panel del propietario.

Realiza el mantenimiento de tu caché. ¡Ahora que el caché está publicado empieza la verdadera diversión! Para asegurarte de que tu geocaché siga siendo una experiencia positiva para otros geocachers, es importante revisar los registros y visitar la ubicación del caché periódicamente. Ten en cuenta que los revisores pueden deshabilitar o archivar los cachés que no se mantienen. Para obtener más información sobre cómo mantener tu geocaché, consulta nuestro Centro de ayuda.

Ahora que eres un experto en el proceso de esconder un geocaché, ¿dónde colocarás el tuyo?

Sarah
Sarah is a French-speaking Marketing Coordinator at Geocaching HQ. She likes cats and musicals, but only separately. In her spare time you can find her knitting, snuggling her cat, and waiting impatiently for the next season of Cosmos.